Es justo y necesario

Es nuestro deber y salvación, darte gracias siempre y en todo lugar Señor Padre Santo, Dios todopoderoso y eterno.

1/19/2003

Cat�licos en la pol�tica

Acabo de leer la �ltima carta de la Congregaci�n Para la Doctrina de la Fe, sobre la participaci�n de los cristianos en pol�tica. Lo primero que me llama la atenci�n, es la importancia que se da a la moral en la participaci�n pol�tica. Mi reflexi�n es la siguiente: Se reafirma la idea de que los pueblos tienen los gobiernos que se merecen �nos extra�an los esc�ndalos de corrupci�n y que nadie conf�e hoy en d�a en los pol�ticos? �no hacen m�s de lo que nosotros les hemos pedido! Nos hemos cansado de proclamar la separaci�n entre Iglesia y Estado, pidendo a nuestros representantes que dejen sus virtudes y principios en su casa, y que s�lo nos representen. Pues bien, eso han hecho, y se han encontrado con que tienen la libertad para emplear cualquier medio id�neo para obtener la aprobaci�n de las leyes que les hemos pedido que aprueben. No es de extra�ar que dichos "medios id�neos" incluyan el desviar dinero para campa�as, pagar a "operadores pol�ticos" y un largo etc�tera que se ir� develando con el tiempo. Culpables de esto: nosotros mismos, los pol�ticos s�lo reflejan nuestras opciones personales. �Soluci�n para esto? no, no hay suficientes tribunales para juzgarlos a todos, y el cambio por el cambio no cambiar� nuestra clase pol�tica. La soluci�n no vendr� del cielo sino de nuestra conciencia, cuando digamos y reafirmemos en cada voto "no se puede separar la pol�tica de la moral", sean, pues, nuestros pol�ticos �ticamente coherentes.