Es justo y necesario

Es nuestro deber y salvación, darte gracias siempre y en todo lugar Señor Padre Santo, Dios todopoderoso y eterno.

6/24/2005

Nuestra Se�ora: Arca de la Nueva Alianza

Cuando los ateos o agn�sticos intentan disminuir la majestad de NSJC, o nuestros hermanos protestantes tratan de limitar lo que perciben como "adoraci�n" por parte de los cat�licos a Nuestra Se�ora, inevitablemente surge el tema de los hermanos de Jes�s, y de si San Jos� mantuvo relaciones como esposo de Mar�a. As�, sostienen que, ocurrida la encarnaci�n Nuestra Se�ora y San Jos� volvieron a vivir su vida normal, como si no hubiera ocurrido el evento m�s importante en la historia de la humanidad, y tuvieron otros hijos, supuestos "hermanos" de Jes�s. Me parece, sin embargo, que esto implica un total y completo absurdo, por ser una actitud completamente anacr�nica la que se intenta atribuir a Nuestra Se�ora y su casto esposo, toda vez que en la antig�edad, todo lo relacionado con la divinidad entre los jud�os era objeto del m�s profundo respeto, muchas vece mezclado con sincero y comprensible terror. El arca de la alianza, por ejemplo, s�lo pod�a ser vista por el sumo sacerdote, quien a su vez s�lo pod�a entrar en el santuario luego de una serie de purificaciones rituales. Cualquier persona, sacerdote o no, que osara tocar este objeto sobre el cual hab�a descendido el esp�ritu divino mor�a inmediatamente, por acci�n directa de Dios. �Qu� hac�a tan especial al Arca? que conten�a las tablas de la ley, que Dios hab�a entregado a Mois�s y el man� con que se hab�an alimentado los jud�os en el desierto. Ahora bien, este era s�lo un objeto, creado por manos humanas y a trav�s del cual Dios comunicaba su voluntad a los hombres. Nuestra Se�ora, en cambio era una persona creada por Dios, preservada del pecado original, que hab�a concebido por obra del Esp�ritu Santo, y que hab�a estado en la m�s �nitma uni�n posible con Dios mismo (no objetos entregados por Dios al hombre) por al menos 9 meses. �Cuanto m�s sagrada que el arca de la alianza era esta bendita mujer! La encarnaci�n de NSJC inagura un nuevo tiempo en que la relaci�n entre Dios y el hombre deja de ser tan "feudal" (por ponerle un nombre) y comienza a ser mucho m�s filial, pero �puede alguien pretender que San Jos�, devoto var�n jud�o, mirara a esta mujer como si fuera una esposa cualquiera? �De ning�n modo! ella era el Arca de la Nueva Alianza, y no me sorprender�a que �l no la hubiera tocado por el resto de su vida. Puede parecer que exagero esta relaci�n entre Nuestra Se�ora y el Arca de la Alianza, pero la idea no es original m�a, sino que proviene de los Padres de la Iglesia, y gracias a Steve Ray tenemos una colecci�n de citas de Mar�a como Arca de la Nueva Alianza.

7 Comments:

Blogger sinretorno said...

Me alegro de conocerle, s� es el 22 de junio, al menos en el santoral espa�ol, que creo es el universal. Buen blog, l�nkeme, abrazos

6/25/2005 05:38:00 p. m.  
Blogger Patoace said...

Muchas gracias, encantado va el enlace a caraacara.

6/26/2005 10:54:00 a. m.  
Blogger Lilian said...

Primera vez que leo la relaci�n Virgen Mar�a y Arca de Alianza( que yo recuerde) Buen post.
Scott Hahn tiene uno muy bueno tb sobre su papel como co-redentora.
Un abrazo.

6/26/2005 01:47:00 p. m.  
Blogger Patoace said...

Yo no he visto esa relaci�n en art�culos en espa�ol, pero la recopilaci�n de Steve Ray demuestra que era com�n entre los padres de la Iglesia.
�Tienes el enlace al art�culo de Scott Hahn? �l siempre escribe muy bien.

6/26/2005 09:06:00 p. m.  
Blogger Lilian said...

Tiene su propia p�gina en ingl�s, con su nombre. Como yo no s� ingl�s m�s que el this is a door, this is a window, navegu� hasta encontrar textos en espa�ol. El que te menciono lo tengo en mi disco duro en espa�ol. Si quieres te lo mando.

6/26/2005 09:53:00 p. m.  
Blogger Patoace said...

�Ya poh! m�ndamelo al e-mail pacevedo2@hotmail.com
Si tienes una p�gina con textos en espa�ol, mucho mejor.

6/28/2005 01:14:00 p. m.  
Blogger Lilian said...

Te lo env�o "altiro" :d

6/29/2005 08:20:00 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home