Es justo y necesario

Es nuestro deber y salvación, darte gracias siempre y en todo lugar Señor Padre Santo, Dios todopoderoso y eterno.

12/08/2005

La inmaculada concepci�

...declaramos, proclamamos y definimos que la doctrina que sostiene que la beat�sima Virgen Mar�a fue preservada inmune de toda mancha de la culpa original en el primer instante de su concepci�n por singular gracia y privilegio de Dios omnipotente, en atenci�n a los m�ritos de Cristo Jes�s Salvador del g�nero humano, est� revelada por Dios y debe ser por tanto firme y constantemente cre�da por todos los fieles...
P�o IX, Bula Ineffabilis Deus, 8 de diciembre de 1854

El bendito dogma de la inmaculada concepci�n de Nuestra Se�ora es el desmentido m�s grande y solemne a todos quienes dicen que la Iglesia tiene temor o aversi�n al sexo. Esta doctrina fue ense�ada por los Padres de la Iglesia desde antiguo, desde San Justino M�rtir y San Ireneo de Lyon [fuente]y en el a�o 1477 el Papa Sixto IV declaro la festividad de la inmaculada y desde entonces se ha venido celebrando. A pesar de que es una verdad que se cre�a y celebraba desde antiguo, hasta el S. XIX no fue declarada como dogma, porque muchos santos, entre ellos el Doctor de la Iglesia Santo Tom�s de Aquino, manifestaban su opini�n contraria. La objeci�n se relacionaba con el nacimiento de NSJC: se sabe que NSJC es igual en todo a los hombres, menos en el pecado, por eso su alma est� exenta de pecado original, y que fue concebido virginalmente. Entonces, se dec�a, para que el alma de Nuestra Se�ora estuviera tambi�n excenta de pecado original tambi�n deber�a haber sido concebida virginalmente, es decir sin la intervenci�n de una relaci�n sexual. De esto se segu�a que el sexo, por su naturaleza pecaminosa, de alguna forma transmit�a el pecado original y era incompatible con la naturaleza inmaculada de NSJC. Pues bien, en 1854, pleno apogeo de la era victoriana en los pa�ses protestantes, el Papa declara el Nuestra Se�ora fue concebida mediante relaciones naturales y su alma fue preservada del pecado original, descartando las objeciones que figuras tan prominentes como el mismo Santo Tom�s hab�an levantado. En otras palabras, 100 a�os antes de la llamada "Revoluci�n Sexual", el Papa dice que no hay nada en el sexo que sea malo o pecaminoso en s�. No deja de llamar la atenci�n lo prof�tico de esta declaraci�n, que no ocurre durante 1800 a�os en que la sexualidad era un aspecto m�s de la vida de las personas, sino precisamente en v�esperas del S. XX, cuando occidente se obsesion� con el sexo.

Nuestro Se�or es grande y poderoso, Su sabidur�a no tiene medida, es grande y poderoso.

3 Comments:

Blogger EdCh said...

Muy buena su (sus) blogs. Veo que coincidimos en muchas cosas. Es m�s, tenemos el mismo "perfil", tambi�n soy cat�lico, padre de familia y abogado.
Solo advierto dos diferencias: nac� del otro lado de la cordillera y no tengo ni idea qu� son los juegos de rol.
Saludos y felicitaciones, lo visitar� seguido.

12/09/2005 02:33:00 p. m.  
Anonymous Marta said...

Muy bueno, querido Pato! Muchas gracias por tus art�culos! Especialmente por este!

12/10/2005 04:13:00 a. m.  
Blogger Patoace said...

Gracias edch, y bienvenido.
Gracias, Marta, como siempre, un placer recibir tu visita.

12/16/2005 11:18:00 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home